jueves, 8 de diciembre de 2016

LOS CHILENOS PENSANTES ESTAMOS EN DEUDA CON FIDEL Y CUBA






 




Anamnesis





Comentario radial y escrito.




Mario Bennedeti en su poema titulado "Síndrome", me deja detrás de la puerta, escondido pero identificado...
Uno no entiende como se pueden desaparecer los días, los años;  me asusta no saber, cuando, como y adonde se fueron.
"Todavía tengo casi todos mis dientes
casi todos mis cabellos y poquísimas canas
puedo hacer y deshacer el amor
trepar una escalera de dos en dos
y correr cuarenta metros detrás del ómnibus
o sea, que no debería sentirme viejo
pero el grave problema es que antes
no me fijaba en estos detalles".

Quedaron en mi memoria, muy pocos vivires de mi infancia... tengo en mi memoria, un domingo, volviendo de misa, mi madre esperándome en la puerta y yo todo cagado, me chorreaba por las piernas... sin embargo "amalditado" no recuerdo su rostro, sus palabras... de enojos quizás por haberme cagado.
Por donde se fueron los calendarios, los entendimientos.
Tengo que creer que los tiempos idos, son los nacimientos de la historia y la cultura de ahora, las cuestiones ideológicas por ejemplo, que se desarrollan a través de las ideas, de las aplicaciones de esta, se multiplican a cada segundo...sus contradiciones, muchas de ellas producto de la vanidad, arrogancia se hacen diabólicas, ignorantes, mentirosas, oportunistas.
Vivimos corriendo en círculos, las esquinas las pasamos de largo sin darnos ni cuenta, serán caminos olvidados para siempre...
Ese vivir a "la guaraca" es un invento "chueco"... de tanto correr, te "envolas" y le tiras la prenda a un pailón y este no se da ni cuenta... Cuando llegas a tu
puesto y el "volao" sigue en otro mundo, te das cuenta  que te robaron  la alegría del juego.
Uno se pregunta por qué no sintió la prenda en sus espaldas, todos le gritaban... el se reía y vengan años...
Se llega más tarde a una realidad... lo extraño, lo que no encaja, tiene su sentido, es como un insulto al infinito...  siempre ha sido así... ese,"siempre ha sido así" es la idea que te la metieron antes de haber nacido... no se te ocurre pensar..."esto no va a seguir siendo así"...
"Corre corre la guaraca" va a ser divertido.
Fidel, el hacedor de niños contentos se nos fue, dejo la fábrica de sonrisas en las manos de la Revolución, en las manos del Partido Comunista Cubano.
Fidel solía decir lo mismo que Luis Emilio Recabarren:  la propaganda es esencial para la formación ideológica del trabajador, para formar su conciencia de clase...
La Cuba revolucionaria tiene 57 años... no tiene analfabetos, el acceso a la educación es igual para todos, la salud es un derecho de todo Cubano, últimamente, el gobierno de cuba ha transformado su sistema de salud como centro medico del mundo entero, sus universidades están al servicio a la "gente pueblo" que quiera ser un ingeniero, un técnico, una medica, un profesional.
Sus fuerzas armadas revolucionarias participaron en la liberación de Angola...operación "Carlota", operación internacionalista que aporto a la finalización del regimen de Apartheid en Sudáfrica, como también la independencia de Namibia...
Fidel, la revolución le dio a Cuba su identidad de gigante... que pasaron hambre, la pasaron, que se comian las cascaras de platanos, se las comieron, que lloraron de impotencia, la lloraron, que tuvieron miedo, lo tuvieron, que sufrieron inocentes, la sufrieron, que murieron miles, miles murieron, que los cachunchos de la Victoria's Secret no se encuentran en Cuba, no se encuentran;  la llamada democracia que existe en otros países, como Argentina, Estados Unidos, en Cuba no hay, la democracia electoral, circo de España,  tampoco se practica en Cuba.
En todos los programas de televisión del mundo neoliberal nombran algunos  logros de la revolución que no pueden negarle, pero agregan  ignorantes que no hay libertad...
Si todo lo que tiene y se practica en Cuba no es libertad, indiscutiblemente vivimos en otro mundo, hablamos otro idioma, amamos en forma diferente.
La manera de estar parado en la vida depende de la relación que se tiene con el trabajo.
Esta relación provoca una explosión en cadena, gigantesca, dialéctica... son dos ideas que luchan para conquistar esos medios. Son dos ideas antagónicas, irreconciliables.
Este enfrentamiento le llama lucha de clases...   una lucha de clases con miles de rincones, grietas, recovecos, sentido común, lealtad, ventanas y puertas...
Los últimos 50 años de nuestra civilización ha sido una explosión, una puerta al infinito, al conocimiento, al saber y tener, a dirigir, a transformar una idea en algo imparable, mágico, atroz, bellaco
Viviendo aquí en Suecia, 30 años atrás, con la angustia de andar lejos, era  muy, muy complicado tener comunicación con el paisito, ocurría que un telefono público se quedaba por una alguna causa justa,"colgado" es decir abierto, podías hablar para cualquier parte del mundo... las colas que se hacían en las cabinas telefónicas eran largas... luego salieron tarjetas telefónicas, centros telefonicos... Ahora basta con el WhatsApp...
Puedes saber lo que sucede en cualquier parte del mundo... si uno se pone a pensar y no dar todo por hecho, sentirá que vivimos en un mundo mágico.
Este mundo mágico es peligroso... son los resultados parciales de la lucha de clases, del sentido común.
Todos somos participes del sentido de vida que tiene el planeta... desde el agonizante hasta el recien nacido... sobre todo los que tienen la capacidad de poseer los medios de comunicación.
Ese poder de la comunicación, de la información, difusión esta en manos del Imperio... ese poder de difusión te coloniza, te transforma, te monopoliza, te impone, te pone ojos y lengua.
John Wayne te mataba a 300 indios y a dos cuatreros... un gigante que se metía como termita en tu cerebro... todo lo que era gringo era bueno... la mortandad y esclavitud de los indígenas de América del Norte no es menor que los indígenas del sur y del caribe... eso no entraba, todos los cabros chicos, queríamos para Navidad, pistolas para matar indios...
El Imperio, el riquerio pilastrero utilizo sus medios difusión para transformar las celebridades y tradiciones de los pueblos, fiestas paganas, en la que no existían los regalos, solamente juntarse como familia, clanes, pasarlo bien...
En Escandinavia era tradición juntarse entre el 20/ 23 diciembre; cuando el sol comenzaba a girar y su luz volvia a envolver esa parte oscura del planeta...
Pensando en macetero... de adonde salio, como se acomodó la palabra "JUL" a la creencia cristiana del nacimiento de mi amigo Jesus... no sé, pero sé quién lo hizo...
En Europa, cuando el cristianismo se había desarrollado y desparramado, salieron personajes religiosos que amaban a los niños y les daban regalitos... el Papá Noel, San Nicolas, santa Klaus...
Los inmigrantes holandeses, por ahí por el 1600, fundaron un pueblito que le llamaron  Nueva Ámsterdam, trajeron consigo sus tradiciones y fiestas, en ese pueblito, llamado hoy Nueva York apareció San Nicolas... No falto quien le dio cuerpo y figura, el tiempo lo fue transformando, se fue a europa, volvio  y lo tenemos hoy, al menos en Chile, como el Viejo Pas cuero, agente de la Coca-Cola y pilastrejo del libre mercado, del neoliberalismo...
Terror de los cesantes y hambrientos que no pueden darle a sus hijos lo que mandata la televisión.
El poder del Imperio necesita todo un planeta para su sustento... uno se imagina, una bestia pavorosa, hambrienta de todo, insaciable... en verdad no es así, existe un grupo de unos 100/ 200 individuos que son los amos de los capitales que se mueven, algunos de esos capitales puede ser un país con todo lo que hay adentro... para tener esa capacidad de fuego tienen que tener un sequito de especialistas en todos los rubros del quehacer humano... ellos están comprados con alma y todo...
En ese paquetito descansa toda una idea que ha dominado casi, el mundo entero.
Esa es la Razón que me duele y arde, que tengo sentimientos encontrados con la caída del "Campo Socialista"... ellos sabían del poder que tiene el adversario, ellos sabían, saben y mi creencia también, que el poder invencible, nace y se desarrolla en la relación con las masas, en sus necesidades... que de acuerdo con lo avanzado se tienen que ir entregando al pueblo, en forma de bienestar de vida, social y material, las ganancias obtenidas de la explotación socialista de los medios de producción.
No fue así, la deformación de las necesidades humanas expandidas por todo el mundo a través de los medios de comunicación, barrio, pisoteo como quien pisotea un pucho, las enseñanzas de Lenin...
Lo que escribo es mi dolor ausente, estemos donde sea, en el paisito o en maceteros... se necesita en forma imperiosa estar con Cuba, Venezuela, Ecuador, Nicaragua, Vietnam...
Lo que voy a decir ahora es trágico, avergonzante...en lo personal, me doy miedo, no confió en mi sentido común...
Estoy en guerra con el Imperio, es mi enemigo, sin embargo, desde que me levanto hasta que me acuesto estoy a su servicio.... soy un sicario.
 La industria cinematográfica, otro poder del imperio, filman y mandan al mercados productos, en donde muestran la verdadera cara de la CIA, del Pentágono, de sus crímenes, de sus mentiras... con lujo de detalles muestran las invasiones, el porqué de tanta muerte, la necesidad criminal de poseer las riquezas de otros países...
 Termino la película y te pones a aplaudir... mas tarde, por la interpretación genuina en las matanzas, al jovencito, la jovencita le dan un premio, Oscar le llaman...
Van bajándole el perfil a la muerte, al crimen, te meten en la cabeza, que es posible y a veces necesario matar a un padre, a una hermana a un amigo...
Vivimos en este macetero escandinavo, la sangre no salpica por ahora por estos lados... tratan que salpique enrolándose cada vez más en la Unión Europea en la OTAN... en nuestro paisito, sucede algo parecido, tiran bencina a los bolivianos, chilenos y peruanos que andan fumando...
Las interrogantes son de adonde salen tantos soldados, tanta justeza, tanta fuerza, tanta unidad... los crímenes que se cometen son horrendos, sean de Alah, de Abraham, del flaco...
La vanidad, la arrogancia, el hambre, la ignorancia, la deslealtad, la lujuria, el carrete con todo incluido, la falta de valores, de identidad ,han sido inyectadas por vías comunicacionales a un poderoso mundo ciego, sordo, tardío, llamado "CLASE MEDIA"...
Si esa clase media entendiera el papel que juega para el Imperio y se aleja, otro mundo tendrán las generaciones que vienen...
Ellas no necesitaran de una TEL ETON que denigra y ensucia la EMPATÍA...
Que tendra que ver el "empeloterio" con ese niño que no tiene piernas ni gobierno que se ponga?

Alejandro Fischer Alquinta.

Diciembre /05/ 2016.



Hace 44 años: ACTO HOMENAJE A PABLO NERUDA



El Círculo Virtual de Estudios Histórico-Políticos del CEILER recuerda un acto singular en la historia de Chile: un soldado rinde homenaje a un poeta.

Ello ocurrió hace 44 años, en el Acto de Homenaje a Pablo Neruda, cuando regresó a Chile, laureado con el Premio Nobel de Literatura y luego de haber representado al Gobierno Popular como su Embajador ante el Gobierno francés.

Carlota Espina

Editora






El último tren




Alejandro Kirk
Periodista, Corresponsal HispanTV




Por falta de visión, por exceso de cautela, racionalidad, o por simple cobardía, todos perdemos trenes en la vida. En el amor, en el trabajo, en la política, en las aventuras, el deber o el placer. Para que duela menos, al conformismo mediocre le llamamos madurez, y consideramos a la prudencia la mayor de las virtudes.

Casi todos, mejor dicho, porque Fidel Castro al parecer no perdió ninguno importante. Fidel no conocía la prudencia, pero sí el método, y todos los itinerarios del tren de la historia. No esperaba en la estación: subía sobre corriendo y se montaba en la locomotora y estaba seguro de a dónde quería ir. Convertía las derrotas en impulsos. Vivió como quiso, y murió igual. Tuvo la oportunidad de morir mil veces antes, lo sabía muy bien, pero nada de eso lo detuvo.

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, contó en La Habana que cuando la enfermedad obligó a Fidel a dejar la Presidencia de Cuba, le dijo a Hugo Chávez que podían contar con él hasta los 90 años. Y a los 90 exactos murió, el mismo día en que se cumplían 60 del zarpe del yate Granma desde México a Cuba, para iniciar la guerra revolucionaria.

En ocasión del homenaje a Fidel en La Habana, la presidenta de Chile, Michelle Bachelet, fue prudente por infinitésima vez. Un tweet personal reemplazó al pronunciamiento oficial que hubiese molestada a las derechas en la oposición y el Gobierno.

Quiso, dijo ella, ir a La Habana. Pudo ir y allí hablar de Fidel y de su amigo Salvador Allende, del general Alberto Bachelet, de la lucha contra Pinochet; ante dos millones de personas pudo agradecer a Fidel y a Cuba todo lo que hizo por este pueblo. Pudo, pero se quedó en Santiago.

En palabras de Pablo Sepúlveda, médico formado en Cuba y nieto del presidente Allende, esta decisión “es una muestra más de mal agradecimiento hacia el pueblo cubano, que siempre ha dado importantes muestras de respeto y solidaridad con el pueblo chileno cuando este más lo ha necesitado”.

“El ejemplo reciente más importante” -continúa Sepúlveda- “es el envío de hospitales de campaña con la misión médica cubana cuando el terremoto del año 2010, dejando un recuerdo inolvidable en Rancagua y Chillán”.

“Además, la Revolución Cubana formó en 10 años a más de 600 médicos chilenos de forma totalmente gratuita. Al mundo entero le ha aportado con la formación de más de 25 mil galenos. Cuba también estuvo presente solidariamente apoyando la justa rebeldía contra la dictadura militar, así como recibiendo a miles y miles de chilenos y chilenas en el exilio”, concluye el médico.

PPK en vez de Fidel

En vez de compartir tribuna con luchadores como Rafael Correa, Evo Morales, Nicolás Maduro o Daniel Ortega, prefirió un encuentro protocolar en Santiago con Pedro Pablo Kuzsinscky, actual Presidente del Perú, socio de Sebastián Piñera, y ficha histórica del Fondo Monetario Internacional.

¿A cambio de qué trascendentes acuerdos con Perú renunció Bachelet a esta oportunidad? Juzgue usted los logros del encuentro: “Un nuevo Tratado de Extradición; un Memorándum de Entendimiento para establecer un Mecanismo de Diálogo y Cooperación en materia de Derechos Humanos; y un Acuerdo Interinstitucional entre las Agencias de Cooperación de ambos países”.

Hasta el desprestigiado Enrique Peña Nieto, presidente de México, vio venir este tren y se paró allí en la Plaza de la Revolución a hablar de libertad, dignidad, independencia y soberanía. Todo lo que él no es, ni hace, pero que igual en el fondo admira.

Pudo haber ido a La Habana también la presidenta del Partido Socialista e hija de Salvador Allende, Isabel, a dar las gracias. Pudo, y debió, pero no fue, para alegría de los columnistas de esa izquierda tránsfuga que pueblan las páginas de los periódicos de Chile. Los prudentes y serios. Los que consideran un éxito el neoliberalismo en Chile y un fracaso la Revolución Cubana. Los que culpan a la visita de Fidel en 1971 del golpe de Estado en 1973; una visita “imprudente”, que perjudicó al mesurado Allende.

El moderado Salvador Allende

¿Fue Salvador Allende un político frívolo, mesurado, prudente y calculador como lo pintan algunos? ¿Era muy distinto de Fidel Castro?

En 1952, por ejemplo, prefirió quedarse con un dos por ciento de votos con principios, que subirse a la marea populista en que se metió su propio partido detrás de la figura del general Carlos Ibáñez.

En 1968, como Presidente del Senado, y aprovechando la ausencia del país del presidente Eduardo Frei, otorgó, sin preguntarle a nadie, asilo político a los sobrevivientes de la guerrilla del Che en Bolivia y se subió al avión que los sacó del país, porque la CIA pretendía derribarlo.

En 1970, ya como Presidente, su primer acto oficial fue restablecer relaciones diplomáticas con Cuba, enfureciendo al Imperio desde el primer día. Luego, en 1972, y contra la opinión de sus asesores legales, concedió salvoconducto a la libertad y la vida a seis presos políticos fugados del penal argentino de Trelew, irritando esta vez a la dictadura argentina, que exigía su devolución. De Chile fueron a Cuba, y hoy una avenida y una plaza de Trelew llevan el nombre de Allende.

Si hubiese sido prudente, Allende habría muerto de viejo, en el exilio, en lugar de combatir en La Moneda sin esperanza alguna. O mejor, habría evitado el golpe de Estado ¿Cómo? Fácil: haciendo lo que hemos visto desde 1990. Olvidando su programa y decepcionando al pueblo que lo eligió, y a su entrañable amigo Fidel.

En el nombre de Allende y del pueblo, el gobierno de Chile debió decretar duelo nacional, y un homenaje oficial a quien se la jugó con todo, incluida la propia seguridad nacional de Cuba, por derribar la dictadura empresarial-militar de Pinochet.

Así lo hicieron países agradecidos como Nicaragua, Namibia y Sudáfrica.

Pero aquí somos “realistas”, no agradecidos. Nos gusta Felipe González, no Fidel. No queremos agitar aguas ni quebrar huevos, y nos gusta hablar inglés. Vamos a las cenas de la Sofofa, las AFP y de las transnacionales mineras, mientras mandamos a la policía a reprimir trabajadores y estudiantes. Todo en nombre de las “reformas estructurales”, que para ser “realistas” deben tomar décadas y hasta siglos.

Fidel queda para una foto medio escondida, si acaso, en algún rincón de la casa y de las molestas memorias de juventud, que nos suelen acosar mientras más viejos nos ponemos y cuando ya sin remedio nos arrepentimos de nuestras opciones prudentes, los amores que abandonamos y las luchas que dejamos para los demás.

Sospecho que todo esto bien lo sabe nuestra Presidenta, quien dejó pasar dos gobiernos y ahora el último tren, y ahora sólo espera retirarse a cavilar en el insomnio sobre todo lo que pudo hacer y no hizo.


Ya no vienen más trenes a su estación: otros hombres y mujeres tendrán que abrir las grandes Alamedas.



INVITACIÓN CONMEMORACIÓN 40 AÑOS DE LA DETENCIÓN DE LAS DOS DIRECCIONES CLANDESTINAS DEL PARTIDO COMUNISTA DE CHILE












FRENTE PATRIOTICO MANUEL RODRIGUEZ 33 ANIVERSARIO 1983 - 2016










miércoles, 7 de diciembre de 2016

A Fidel







A Fidel


Fidel, Fidel, los pueblos te agradecen
palabras en acción y hechos que cantan,
por eso desde lejos te he traído
una copa de vino de mi patria:
es la sangre de un pueblo subterráneo
que llega de la copa a tu garganta,
son mineros que viven hace siglos
sacando fuego de la tierra helada.

Van debajo del mar por los carbones
y cuando vuelven son como fantasmas:
se acostumbraron a la noche eterna,
les robaron la luz de la jornada
y sin embargo aquí tienes la copa
de tantos sufrimientos y distancias:
la alegría del hombre encarcelado,
poblado por tinieblas y esperanzas
que adentro de la mina sabe cuándo
llegó la primavera y su fragancia
porque sabe que el hombre está luchando
hasta alcanzar la claridad más ancha.

Y en Cuba ven los mineros australes,
los hijos solitarios de la pampa,
los pastores del frío en Patagonia,
los padres del estaño y de la plata,
los que casándose con la cordillera
sacan el cobre de Chuquicamata,
los hombres de autobuses escondidos
en poblaciones puras de nostalgia,
las mujeres de campos y talleres,
los niños que lloraron sus infancias
ésta es la copa, tómala, Fidel.

Está llena de tantas esperanzas
que al beberla sabrás que tu victoria
es como el viejo vino de mi patria:
no lo hace un hombre sino muchos hombres
y no una uva sino muchas plantas;
no es una gota sino muchos ríos;
no un capitán sino muchas batallas.

Y están contigo porque representas
todo el honor de nuestra lucha larga
y si cayera Cuba caeríamos,
y vendriamos para levantarla,
y si florece con todas sus flores
florecerá con nuestra propia savia.

Y si se atreven a tocar la frente
de Cuba por tus manos libertada
encontrarán los puños de los pueblos,
sacaremos las armas enterradas;
la sangre y el orgullo acudirán
a defender a Cuba bienamada.


Pablo Neruda


Canción di Gesta (1960)